ANA ROMERO · Peluquería & Belleza

Cirugía cardiaca, 19 años y 5.700 operaciones después

Todo empezó hace 19 años, por aquel entonces los albaceteños que necesitaban una operación de corazón tenían que viajar a Madrid o Valencia. Algunos llegaban, pero otros muchos morían por el camino. En 1998, el Complejo Hospitalario Universitario de Albacete añadía a su Área de Corazón la Cirugía Cardiaca, fruto de un convenio con el hospital privado Recoletas, hoy Quirónsalud, que aún se mantiene. Igual que sigue al frente el doctor Gonzalo Aldámiz, que llegó con el cambio de milenio formado en la Fundación Jiménez Díaz, el hospital donde, en 1958, se llevó a cabo la primera operación de corazón.

Desde entonces, han pasado por quirófano más de 5.700 pacientes para grandes cirugías cardiacas. Y es que aquel equipo originario se mantiene con dos décadas más de experiencia. Según el primer informe de Calidad de Cirugía Cardiaca español, publicado en 2013, Albacete ya se situaba entonces al nivel de los mejores servicios de cirugía cardiaca de Europa.

Aunque a dos calles del Hospital General Universitario de Albacete, la Cirugía Cardiaca es una pieza más de su engranaje, imprescindible dentro del Servicio de Cardiología del doctor Manuel Aguilera. De hecho, el equipo del doctor Aldámiz se reúne semanalmente en sesiones clínicas con los cardiólogos del Sescam, con quienes analiza los casos.

Hernando Martínez - The Growthcoach - Business and sales coaching

Fruto de la sintonía entre el ámbito público y el privado, el Servicio de Cirugía Cardiaca también tiene un concierto con las facultades de Medicina y Enfermería para que los alumnos puedan ver de primera mano lo que supone una cirugía de estas características. Desde 2011, el servicio del doctor Aldámiz es una unidad docente asociada al servicio de Cardiología del Complejo Hospitalario albaceño por la que rotan los residentes.

Aldámiz, en el centro, con Trujillo y Beltrame en una imagen de archivo.

En el año 2000, junto a la incorporación del doctor Aldámiz, se produjo la de los doctores John Trujillo y Sergio Beltrame. El gerente Luis Villazón y el doctor Fernando Largo, el director médico, convencieron a los tres cirujanos cardiacos insistiendo en que su proyecto iba más allá de un concierto para operar lista de espera, suponía algo que en España era novedoso, crear una unidad de Cirugía Cardíaca que diera cobertura a un área sanitaria de unos cuatrocientos mil habitantes las veinticuatro horas al día, con posibilidad de crecer y tratando cualquier tipo de patología por compleja que fuera. Y es que se trataba de la primera unidad de estas características en Castilla-La Mancha.

Así, se formó el equipo compuesto por tres cirujanos, dos anestesistas que comandaba el doctor Miguel Aparicio, dos perfusionistas, Mario García Nicolás y Benjamín Vázquez Alarcón, cuatro instrumentistas y varios auxiliares. Al mismo tiempo, el hospital se comprometió a contar con toda la tecnología para la atención integral del paciente cardiovascular para evitar las derivaciones a cualquier centro para un diagnóstico. Todos estos profesionales tenían además residencia fija en Albacete.

Se construyó también un quirófano dotado con todo aquello que pudiera necesitar un paciente cardiaco para operar todas las patologías y una unidad de Recuperación Postoperatoria específica con enfermería especializada y con una dotación para poder atender cualquier complicación que pudiera surgir tras la intervención. Y con Fisioterapia y Rehabilitación para ayudar a una más rápida recuperación y a la prevención de las complicaciones.

En la actualidad, siguen en el equipo liderado por el doctor Aldámiz los cirujanos cardiacos Sergio Beltrame y Jhon Trujillo; los anestesistas Miguel Aparicio y Wolfgan Rivas; los perfusionistas Mario García Nicolás y Benjamín Vázquez Alarcón; así como las enfermeras María José Palencia, David Cuerda, Gemma Felipe, Rocío Sánchez y Adela Palacios. 

Quirónsalud también colabora con una asociación, Recover, que trae a pacientes africanos a España a operarse de corazón.

El doctor Aldámiz, en su despacho.

El doctor Beltrame comenta un caso con Trujillo.

Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo