ANA ROMERO · Peluquería & Belleza

Diagnóstico: anarquía muscular

Todo lo que le falta de movilidad le sobra de buen corazón y energía. José Vaquerizo Relucio nació hace 39 años en un parto muy complicado que le provocó parálisis cerebral infantil, por lo que durante sus dos primeros años de vida el hospital fue su segunda casa. Inseparable de su silla de ruedas, pero también de una vida frenética llena de aventuras y buenos amigos, hoy es medallista olímpico, administrativo, periodista en ciernes, articulista, conferenciante y adicto a la que considera la droga más saludable, el deporte. Como presidente de Metasport Castilla-La Mancha, se ha propuesto que la discapacidad no sea una barrera para ponerse en forma. Se toma la vida con voluntad y sentido del humor, de ahí que este valenciano de nacimiento y albaceteño de adopción asegure que su diagnóstico es “anarquía muscular”.

Entre las clases en la Universidad, el deporte y la colaboración en medios de comunicación como www.diariosanitario.com, “Vaque”, como le conocen sus amigos, aún saca tiempo para impartir charlas en los colegios e institutos donde lo invitan. Los escolares pueden comprobar así que detrás de la silla de ruedas eléctrica, la falta de movilidad o la dificultad para vocalizar hay un adulto que fue niño y sorteó todas las barreras con el apoyo de su médico rehabilitador, su familia y sus amigos. Él no dejó nunca de jugar al fútbol con sus compañeros de clase o de ganar medallas viajando por medio mundo y es reincidente en el Camino de Santiago. Es un ejemplo de superación.

Conocerlo es la mejor lección para comprobar que Vaque se ha esforzado como el que más y que tiene razón cuando afirma que “las barreras mentales son peores que las arquitectónicas”. Tiene una enfermedad que ni es contagiosa ni degenerativa, pero se trata de un daño cerebral irreparable contra el que sólo vale aprender. Crecer rodeado de personas, tanto en el ámbito familiar como en el escolar y sanitario, que le ayudaron a creer en él y en su afán de superación, le han permitido a José Vaquerizo Relucio hacerse un hueco en la historia del deporte. Ha sido campeón de Europa y del Mundo en 2005 y 2006. Además, en 2008 regresó de los Juegos de Pekín con una medalla de Bronce. Todo ello gracias a la boccia, una modalidad deportiva en la que ha destacado siempre.

Retirado del deporte de élite, este valenciano de sangre manchega, concretamente de Povedilla, quiere acabar la carrera de Periodismo para ejercer esta profesión haciendo un guiño a la discapacidad, informando con rigor sobre todos aquellos temas en los que Vaque ve a diario que se confunden términos o se omite información para la que hay miles de lectores esperando a que alguien les dé voz.

Se propuso las olimpiadas y subió al podio; dijo que podía con el Camino de Santiago y llegó; decidió dar a conocer su historia y los medios de comunicación se hicieron eco de sus hazañas, que ya ha contado en decenas de colegios; se propuso abrir un gimnasio adaptado en Albacete y ya está funcionando; quiso hacer natación cuando nadie pensó que pudiera flotar y acabó compitiendo. Ahora estudia Periodismo para contar al mundo qué es la discapacidad y cómo hay que vencerla.

Si quiere que José Vaquerizo dé una charla en su colegio o instituto, la dirección de correo electrónico es josevaquerizorelucio@gmail.com.

Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo