ANA ROMERO · Peluquería & Belleza

“El móvil es la heroína de nuestro tiempo”

“La heroína de nuestro tiempo”. Así define el juez Emilio Calatayud a los teléfonos móviles cuando caen sin control en manos de los menores. Y es que no es sólo un problema de Albacete, donde ya hay casos en tratamiento, jóvenes de toda España están abusando de las nuevas tecnologías hasta el punto de agredir y amenazar a sus padres cuando tratan de limitar su uso.

emiliotres

Imagen de la portada de un libro en el que el juez cuenta duras experiencias personales y profesionales. La fotografía de la portada es de Jesús Marín

En su libro, “Buenas, soy Emilio Calatayud y voy a hablarles de…”, el juez dedica un capítulo a Internet, deteniéndose en los teléfonos móviles, a los que no duda en calificar de “droga”. Así, reconoce las ventajas de esta “puerta al infinito”, pero también sus múltiples peligros, sobre todo si los padres no ponen coto ni control.

Él sólo ve los casos en los que el móvil ha desencadenado un delito. Sin embargo, al control de la justicia y de los especialistas escapan numerosos cuadros de irritabilidad, aislamiento, ansiedad y adicción que nunca llegarán a sus manos. Es más, augura situaciones en las que las familias, avergonzadas como pasó en los años ochenta con la heroína, no pedirán ayuda.

Hernando Martínez - The Growthcoach - Business and sales coaching

Este manchego, como su hermano, el neurocirujano Vicente Calatayud, no es hombre de medias tintas. No se anda con rodeos cuando aconseja a los padres que “si observan comportamientos anómalos consulten con un especialista”. De hecho, considera que las nuevas tecnologías deberían ir acompañadas, junto con las instrucciones, de un prospecto que advierta de los delitos que puede cometer un menor con un dispositivos como un móvil.

Como juez, ha visto delitos de amenazas, coacciones, calumnias, injurias, abusos y agresiones sexuales a menores de 13 años, exhibicionismo y provocación sexual, delitos contra la integración moral y de descubrimiento y revelación de secretos. Todo ello, con algo tan inocente en apariencia como un móvil.

De cara a la inminente llegada de los Reyes Magos y puesto que el móvil suele ser el regalo estrella, los padres, en opinión de este juez, deberían ser más conscientes de lo que pondrán en manos de sus hijos. “Son instrumentos eficaces y asombrosos, pero también pueden ser utilizados como armas de vejación masiva”.

Insiste en que no se trata de prohibir sino de educar. Así, en un planeta llamado Internet, sin límites ni fronteras, este juez aconseja que sean los padres quienes pongan las reglas.

Hay que tener en cuenta que ya hay niños que se olvidan de comer y dormir enganchados al móvil y al ordenador.

(Ideas extractadas de libro “Buenas, soy Emilio Calatayud y voy a hablarles de…”, que el juez ha escrito en colaboración con el periodista Carlos Morán).

Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo