ANA ROMERO · Peluquería & Belleza

Límite al azúcar

Ahora que los dulces navideños inundan con antelación cada rincón de los supermercados, el Ministerio de Sanidad recuerda que no se deben superar los 50 gramos de azúcar al día, lo que equivale a diez cucharadas de postre. Un dulce es suficiente para superar el límite y un zumo industrial para ingerir la mitad, pero la población desconoce que, como conservante que es, hay azúcar en los tomates fritos, fiambres o en las mostazas y mayonesas industriales. El consumo excesivo de azúcar incrementa el riesgo de padecer obesidad, diabetes y enfermedades cardiovasculares.

Bajo el lema “Con un poquito de azúcar es suficiente”, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad pretende concienciar a toda la población de la importancia que tiene para la salud reducir el consumo de azúcar en la dieta habitual, señalando que no es necesario consumir elevadas cantidades. Así, se recomienda hacer elecciones de alimentos y bebidas con menos azúcar, menos grasas y menos sal para conformar una dieta más saludable, adecuada, variada y equilibrada que ayude a tener una mejor salud.

Para ello es importante también, consumir más productos frescos como frutas y verduras, y más legumbres y  pescados, entre otros, que, junto con la práctica de ejercicio físico diario, contribuyan a prevenir la obesidad y otras enfermedades relacionadas.

¿Qué debe saber la población?

  • El consumo excesivo de azúcar incrementa el riesgo de padecer obesidad, diabetes y enfermedades cardiovasculares.
  • 50 gramos es la cantidad máxima de azúcar añadido que se recomienda consumir al día.
  • Reduce el consumo de alimentos y bebidas con azúcares añadidos y reduce la cantidad de azúcar añadida durante el cocinado.
  • Se debe revisar el etiquetado de los productos para conocer la cantidad de azúcares, sal y grasas.
  • Mantén una alimentación equilibrada controlando el consumo de los azúcares, la sal y las grasas.
  • Practica actividad física a diario y reduce el sedentarismo.

Es muy importante que el consumidor consulte siempre el etiquetado nutricional de los alimentos y así conozca las propiedades nutritivas y la composición de los alimentos y bebidas que forman parte de su dieta habitual.

No hay que olvidar que la Organización Mundial de la Salud recomienda limitar el consumo de azúcares libres o añadidos a menos del 10% de la ingesta calórica total, lo que supone un máximo de 50 gramos al día.

Según la Encuesta Nacional de Consumo de alimentos y bebidas, Encuesta ENALIA, realizada en 2012-2014 por la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN) dirigida a población infantil y adolescente (6 meses a 17 años), la ingesta media (mediana) de azúcares totales (es decir, monosacáridos y disacáridos intrínsecos y añadidos) es de 95,1 g/día, lo que supone el 21.5% de la energía total diaria.

Por otro lado, según otra Encuesta ENALIA 2,  también realizada por la AECOSAN  en 2013-2015 y  dirigida a población adulta, anciana y una submuestra de mujeres embarazadas (18-75 años), la ingesta media (mediana) de azucares totales en adultos es de 78,1 g/día, y muy similar al del colectivo de embarazadas (81,4 g/día), lo que supone el 19% de la energía total diaria.

La Estrategia NAOS de la AECOSAN (Nutrición, Actividad Física y Prevención de la Obesidad), alineada con las instituciones europeas, y en el marco de los acuerdos voluntarios para la reducción de ciertos nutrientes del Grupo de trabajo de los Estados Miembros y de la Comisión Europea (UE) trabaja con diferentes sectores para impulsar al reducción de nutrientes o reformulación de productos y así  conseguir ofrecer a los ciudadanos más alimentos y bebidas con mejor composición nutricional y que la oferta más saludable sea mayor y más  accesible.

También le puede interesar:

Guerra al azúcar en los hospitales

Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo