• Almansa recibirá a sus primeros residentes en 2020

    El próximo año llegarán a Almansa dos médicos internos residentes (MIR) y una enfermera (EIR) de Medicina Familiar y Comunitaria. El Hospital General de Almansa abría sus puertas el 1 de marzo de 2007 y, trece años después, en mayo de 2020, formará a sus primeros especialistas.

    Almansa residentes
    Foto de familia de la celebración del décimo aniversario del hospital.

    La Gerencia de Atención Integrada de Almansa iniciará su actividad docente el próximo curso 2020-2021 ofertando tres plazas para formación especializada en Atención Familiar y Comunitaria.

    Así lo ha resuelto el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, al aceptar la solicitud de acreditación formulada por la Gerencia de Atención Integrada de Albacete de incrementar en dos plazas de residente al año, de la especialidad de Medicina Familiar y Comunitaria, y en una plaza de residente al año, de la especialidad de Enfermería Familiar y Comunitaria, la oferta de la Unidad Docente Multiprofesional de Atención Familiar y Comunitaria de Albacete.

    Bonete y Caudete

    Dentro de esta resolución, el Ministerio contempla incorporar como dispositivos asociados a esta Unidad Docente el Hospital General de Almansa, el Centro de Salud de Almansa, los Centros de Salud rurales de Bonete y Caudete y la Residencia de Mayores “El Castillo”, donde podrán formarse como especialistas tres profesionales a partir del próximo curso 2020-2021.

    Con esta resolución, el número total de plazas acreditadas para la UDM de Atención Familiar y Comunitaria de Albacete es de 27, 7 para Enfermería y 20 para Medicina, que se repartirán entre las Áreas de Atención Integrada de Albacete, Hellín y Almansa.

    Cambios

    En estos últimos años, la Gerencia almanseña ha trabajado para recuperar las capacidades generales del Área, como la Observación de Urgencias y la Unidad del Dolor, para ampliar servicios ya existentes, como Hospital de Día o Área Quirúrgica urgente, o para incrementar la Cartera de Servicios con la creación de la Unidad de Paliativos domiciliarios o el trabajo en Red.

    Tras once años de evolución, incorporar la docencia implica un paso fundamental para un hospital, puesto que permite a los profesionales desarrollar su capacidad, como maestros, para transmitir conocimiento a los futuros especialistas, tanto de Medicina como de Enfermería, manteniéndose activos en su capacidad docente e investigadora.

    También le puede interesar:

    El Hospital de los 3.657 niños

    Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *