• El Sescam presume de sus listas de espera

    El Gobierno de Castilla-La Mancha ha remitido un comunicado en el que asegura que sigue reduciendo las listas de espera sanitarias y que en el último año ha conseguido disminuir el número de pacientes en 10.563 personas.

    Según los datos publicados hoy en el Portal de Transparencia del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, de los que se hace eco el Sescam, al finalizar el pasado mes de noviembre las listas de espera se situaron en 98.775 personas, casi un diez por ciento menos que en el mismo mes del año anterior.

    Si se repasa la serie histórica de los últimos años respecto al mes de noviembre, según el comunicado, se observa que en 2011 había 117.381 pacientes en lista de espera, que se incrementaron a 179.634 en el año 2012, el máximo récord negativo en la última década.

    Para encontrar datos significativamente mejores a los que se han conseguido a la conclusión del mes pasado habría que remontarse hasta noviembre de 2006, cuando las listas de espera contabilizaron un total de 70.390 pacientes.

    En el mes de noviembre, ha continuado la tendencia a la baja en las listas de espera registrada en los últimos meses, según asegura el Gobierno, gracias a las medidas adoptadas.

    Del total de pacientes en lista de espera al finalizar el mes de noviembre, 39.788 corresponden a lista de espera quirúrgica, 50.174 a pacientes pendientes de una primera consulta con el especialista y 8.813 a la lista de espera de técnicas diagnósticas.

    Según la lectura del Gobierno regional, si se comparan estos datos con los registrados en los dos primeros años de la legislatura anterior, se observa que la lista de espera quirúrgica ha bajado un 13,3 por ciento (6.153 pacientes menos), la de consultas un 46,7 por ciento (44.085 menos) y la de técnicas diagnósticas un 40,7 por ciento (6.065 pacientes menos).

    Noticias relacionadas:

    La espera quirúrgica, de 110 a 177 días en cuatro años

    Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo