• El Dr Gonzalo Aldámiz, de nuevo en la lista Forbes

    La revista sitúa al cirujano cardiaco entre los 100 mejores médicos españoles

    Un año más, el Dr Gonzalo Aldámiz no está entre los más ricos de la lista ‘Forbes’, pero sí entre los mejores médicos del país. Bilbaíno de nacimiento y albaceteño de adopción, este cirujano cardiaco es una referencia. Además, el poco tiempo libre del que dispone lo invierte en salvar vidas en África.

    Gonzalo Aldámiz Forbes

    La revista ‘Forbes’ ha publicado por cuarto año consecutivo el listado de ‘Los mejores médicos’. Detalla los 100 nombres más reconocidos del panorama de la asistencia, la investigación y la docencia en España en veinticuatro especialidades, que ejercen en más de sesenta centros hospitalarios, tanto públicos como privados.

    En este caso, la presencia albacetense está representada por el cirujano cardiaco Gonzalo Aldámiz, jefe de la Unidad de Cirugía Cardíaca en Quirónsalud, en el centro sanitario de la Plaza del Madroño, donde ha realizado junto a su equipo cerca de siete mil intervenciones frente a diferentes patologías del corazón.

    El doctor Gonzalo Aldamiz también desarrolla su actividad en los madrileños hospitales Jiménez Díaz, Rey Juan Carlos, Infanta Elena y el General de Villalba, en un área de salud que supera el millón de habitantes, trabajando entre Madrid y Albacete.

    Además, este cirujano supervisa un programa de su especialidad en Burkina Fasso, donde forma a cirujanos cardiacos de ese país africano con el añadido, a través de la Fundación Recover, de intervenir a pacientes burkineses en el quirófano del Hospital Quirónsalud Albacete.

    Este médico vocacional confiesa que ha sacrificado su vida personal por una profesión que le apasiona. De hecho, el Dr Gonzalo Aldámiz regresa a la famosa lista ‘Forbes’, pero su perfil, una persona trabajadora alejada de los focos, se aleja de este tipo de publicaciones.

    De Bilbao a Albacete

    El mayor de cuatro hermanos, hijo de un abogado economista formado en Deusto, Gonzalo Aldámiz Echevarría estudió Medicina en Bilbao, en la Universidad del País Vasco. Desde pequeño tenía claro que, de ser algo, sería cirujano cardiaco. No sabe si aquella certeza se debió a que el héroe que sonaba en su infancia no fue un futbolista sino un médico, Christian Barnard, quien llevó a cabo con éxito el primer trasplante de corazón.

    De la Jiménez Díaz a Harefield

    La residencia la hizo en el ahora Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz, en la Concepción, donde fueron fundamentales mentores como los doctores Gregorio Rábago y Fraile. Terminada la especialidad, el doctor Aldámiz estuvo seis meses en Vigo y cuatro años en el Hospital de Cruces de Bilbao, en su tierra, donde tuvo como maestro al doctor Enrique Castellanos. Pero a su carrera profesional le faltaban retos, así que continuó en el Hospital de Harefield, en Inglaterra, considerado la referencia mundial en trasplante cardiaco.

    En la imagen, de archivo, parte del equipo de Aldámiz, con el que trabaja en Albacete desde hace décadas.

    2 comentarios

    1. Basta de repetir noticias para engañar a la Gente, hay muchos que se lo creen, pero la verdad es otra, en Quiron se sabe bien que quienes salvan vidas son otros dos y no salen en las notas todos los años, ademas no se operan pacientes de africa desde hace mas de 2 años por la pandemia, deberían revisar la informacion si fueran periodistas serios

    2. María Luisa Ibarra

      Felicidades, y tenemos mucha suerte de que sigas en Albacete

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *