• Herederas de Florence Nightingale

    Tal día como hoy, hace doscientos años, nacía Florence Nightingale, considerada la madre de la enfermería moderna. Este 2020 iba a ser su año y el de toda la profesión. Declarado por la Organización Mundial de la Salud como el Año de las Enfermeras y Matronas, está siendo verdaderamente su año, pero no entre jornadas, premios y reconocimientos, sino entre balas de oxígeno, presión asistencial, riesgo al contagio y en definitiva protagonistas de una guerra sin cuartel contra el coronavirus. Han recogido el testigo de Florence, que paseaba por las noches con su lámpara cuidando de los heridos en la Guerra de Crimea. Precisamente, los edificios públicos se iluminarán de azul por las miles de damas de la lámpara que hay en Castilla-La Mancha.

    Nightingale
    En la imagen, las «Florence Nightingale» de Urgencias del Hospital General de Albacete.
    Nigtingale

    Edificios públicos se iluminarán de azul en homenaje a las «Nightingale» de Castilla-La Mancha

    El coronavirus ha puesto entre las cuerdas a un colectivo, el de la Enfermería, que cuenta con más de 307.000 profesionales en España, 20.000 de ellos en Castilla-La Mancha. El COVID-19 ha obligado a las Florence Nightingale de la región a multiplicarse, exponerse y reinventarse.

    «Pese a estar más escondidas que nunca tras uniformes, batas, gorros, mascarillas y pantallas, la enfermera aparece más visible que nunca en esta pandemia que estamos afrontando. La pandemia ha cambiado muchas cosas. Sin embargo, los hechos, el curar, los cuidados, el acompañamiento, en definitiva, el profesional y humanista trabajo de los enfermeros ha hablado mejor que las palabras», dice el Colegio Oficial de Enfermería de Albacete. La institución hubiese celebrado esta semana el Día Internacional de la Enfermería (DIE), unas jornadas formativas con 35 años de historia.

    Reflexión

    En este contexto, el Colegio de Enfermería de Albacete concluye el comunicado del año 2020 con una reflexión: «Apelamos a la reflexión colectiva de la ciudadanía sobre la aportación de las enfermeras, especialmente apreciada ante lo que estamos viviendo. Y, apelamos también a la reflexión interna del colectivo, que ha de salir reforzado y unido en todas las reivindicaciones pendientes, con un pleno desarrollo de las competencias profesionales, sumando hacia el objetivo global de disponer de una sanidad pública humanizada, de calidad y eficiente».

    En la misma línea, el Colegio de Enfermería de Ciudad Real pide a los políticos compromisos reales por la Sanidad, reclamando acciones concretas para proteger a los profesionales sanitarios y detener el elevado número de contagios entre las enfermeras.

    Este año 2020, también era el año Nursing Now, para reivindicar la aportación enfermera, otorgando mayor cuota de liderazgo en la atención a la salud y la enfermedad.

    El colectivo más numeroso de la sanidad pública ha confirmado durante los dos últimos meses, lo que era un secreto a gritos, que su labor es imprescindible.

    También le puede interesar:

    Banksy se rinde a las enfermeras

    Nightingale, un icono

    Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *