• Recetas falsas para conseguir codeína

    Imagen de archivo del material incautado en una operación de tráfico de anabolizantes.

    Imagen de archivo del material incautado en una operación de tráfico de anabolizantes.

    Falsificaba recetas, nombres de pacientes, informes médicos y de urgencias con el fin de conseguir codeína que luego vendía a consumidores de droga. Este «camello» de fármacos ya ha sido detenido. Tenía más de 200 recetas médicas falsas.

    La Guardia Civil de Ciudad Real, en colaboración con la de Albacete, ha detenido a una persona, como presunta autora de falsedad documental y contra la salud pública, en el marco de la operación Hista.

    Las investigaciones las inició la Guardia Civil de Ciudad Real en julio del año pasado, a raíz de dos informes, uno de la Inspección de la Gerencia de Coordinación e Inspección del Sescam en Ciudad Real y otro de la Sección Farmacéutica de la Dirección Provincial de la Consejería de Sanidad y Asuntos Sociales de Castilla-La Mancha. Y es que había sospechas de la falsificación de informes médicos de los Servicios de Urgencias y de recetas médicas.

    Gracias a la colaboración de la Inspección de Farmacia, se han intervenido 200 recetas falsificadas de un medicamento específico, cuyo principio activo es la codeína.

    La codeína (DCI) o metilmorfina es un alcaloide que se encuentra de forma natural en el opio. Es utilizado con fines médicos como analgésicos, sedantes y antitusígenos, y está considerado como un narcótico

    Durante la investigación, según ha informado la Guardia Civil en una nota de prensa, se comprobó que en las recetas e informes médicos se falsificaban tanto los nombres de los pacientes como los de los médicos de cabecera o urgencias, así como la firma de estos, llegando incluso a falsificar los números de identificación de los pacientes (CIP), al objeto de que no pudiera ser localizado.

    Las investigaciones de la Guardia Civil permitieron identificar al presunto autor de las falsificaciones, quien había gestado un plan para la falsificación de recetas e informes médicos de los servicios de urgencias con el único fin de obtener este medicamento, que no puede obtenerse sin prescripción médica.

    La conclusión de los investigadores es que esta persona vendía este medicamento a terceras personas, consumidoras de droga, a cambio de una remuneración económica.

    Meses de investigación

    Tras varios meses de investigaciones y una vez reunidas las pruebas incriminatorias suficientes, la Guardia Civil detuvo a J.G.E., 28 años de edad, vecino de Socuéllamos, cuando regresaba de Albacete, con un bolso de mano en el que se intervinieron 12 frascos del citado medicamento, como presunto autor de un delito de falsedad documental y contra la salud pública.

    La Guardia Civil realizó un registro en el domicilio del detenido en el que se intervino un equipo informático utilizado para la falsificación, así como 200 recetas médicas falsas.

    Las diligencias instruidas junto con el detenido, han sido puestas a disposición del Juzgado de Instrucción número 1 de Tomelloso.

    Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo
    Diario Sanitario · Sapere aude | Atrévete a saber

    Suscríbete a nuestra lista de correo

    Apúntate a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias de Diario Sanitario.

    Te has suscrito satisfactoriamente!