• Los virus se adelantan en las consultas de Pediatría

    Las consultas de Pediatría se enfrentan a un repunte sin precedentes de los virus, sobre todo enfermedades respiratorias de origen vírico. Y es que, si bien desde el verano se están dando ingresos hospitalarios por las temidas bronquiolitis, propias del invierno, el otoño se está complicando por días.

    Incremento fuera de época de bronquiolitis, laringitis, faringitis, diarreas, mononucleosis y enfermedad boca-mano-pie

    Así lo explica el pediatra Juan Ríos Laorden, que no baja de la treintena de pacientes presenciales diarios. Y es que se está dando un número inusual de casos de faringitis, laringitis, virus respiratorio sincitial (bronquiolitis), diarreas, enfermedad boca-mano-pie y mononucleosis.

    En este contexto, el médico albaceteño, pediatra y coordinador del centro de salud Zona 6, ha reconocido que «nadie sabe hacia dónde vamos», de ahí que no se atreva a responsabilizar de esta situación a una bajada de las restricciones o al hecho de que el año pasado los niños no se expusieran a prácticamente ningún virus.

    También ha subrayado que el personal sanitario está agotado. A la pandemia, se suma que, como ya es tradicional, no se cubren ni bajas ni vacaciones, lo que lleva a asumir las tarjetas sanitarias del compañero ausente. Así, el Dr Ríos Laorden pide campañas de concienciación para que la población sea consciente de cuándo debe acudir al médico.

    «Los mocos verdes son fruto de la oxidación, ni suben ni bajan al pecho y, si se tragan, no pasa nada»

    «Cacas verdes, blancas o color mostaza, si no van acompañadas de sangre, no deben preocuparnos»

    El Dr Ríos ha insistido que, si bien hay un aumento inusitado de la patología, los padres deben saber que el 80% de los niños se enfrentan en estos momentos a simples catarros, con moco y tos, pero sin fiebre, que no requieren más tratamiento que líquidos en abundancia, lavados nasales y observación.

    Los mocos

    Precisamente y en relación con los mocos, este médico veterano ha insistido en que los mocos verdes «son fruto de la oxidación, ni suben ni bajan al pecho y, si se tragan, no pasa nada».

    Este pediatra es consciente de que llamar al centro de salud es un imposible, por lo que recomienda a los padres que, si el niño tiene mucha fiebre o dificultad para respirar, acudan al centro de salud sin más. También aconseja la cita telemática o a través de la aplicación del Sescam.

    Las diarreas

    En cuanto a las diarreas, que tanto preocupan a las madres, ha insistido en que «debemos preocuparnos cuando la caca es negra como el alquitrán o cuando tiene sangre, si el niño tiene síntomas de deshidratación o la diarrea va acompañada de fiebre». Por tanto, «cacas verdes, blancas o color mostaza, si no van acompañadas de sangre, no deben preocuparnos».

    Otra de las patologías que se están viendo, y que tampoco son propias de la época, son las faringitis, con esa tos perruna que empeora por las noches. Hasta ahora, se diagnosticaban en septiembre y Semana Santa.

    Hemeroteca

    Crece la preocupación por el Virus Respiratorio Sincitial

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *