• Nuestros políticos faltan a la verdad

    El Autor

    Vicente Calatayud

    Jefe del Servicio de Neurocirugía del Complejo Hospitalario de Albacete

    Fide, sed cui vide

    Confía, pero fíjate en quién (confías)

    No podemos decir que nos asombra, no podemos decir que nos llama la atención, es algo a lo que nuestro consejero ya nos tiene acostumbrados, en realidad no es solo él, todos los políticos de alguna forma justifican actuaciones comparándolas con el contrario, es un poco aquello de cuando los niños dicen a su madre, “yo no he sido o yo lo hago mejor”, y los padres mirándolos cariñosamente sonríen y piensan, igual de mal los dos.

    Otra vez salen a colación las consabidas listas de espera y siempre en comparación con el gobierno anterior, en lugar de preocuparse de dónde están los fallos del sistema, que tiene muchos, dónde puede mejorarse la actuación de los profesionales, para que su trabajo sea más eficiente y eficaz.

    En lugar de examinar conjuntamente con quien conoce las eficiencias de los distintos centros, se limitan a cacarear el número de los pacientes en lista de espera, pero una vez no los desglosan por patologías, no sabemos si lo que ha descendido son las colonoscopias, las cataratas o las fimosis. Pero yo sí les puedo garantizar que los proceso graves de columna, de raquis, no han descendido. Son procesos de los que llamaremos costosos, caros, los implantes que se colocan a los pacientes digamos que no son baratos y aquí sus señorías no se dignan a tomar cartas en el asunto, tímidamente se producen derivaciones, con cuenta gotas.

    Señores gestores centrales, señor consejero, señora gerente, no les voy a decir que mienten, pero sí que no dicen la verdad. Se lo dije al señor Echániz, por los mismos motivos que a ustedes. Desglosen la lista de espera y dígannos dónde radica su maravillosa gestión. No han sido capaces de dar directrices concretas para llevar a cabo las terribles 37,5 horas, esas horas que tanto están dando que hablar en la GAI de Albacete, que hasta la junta de personal ha pedido la cabeza de su gerente.

    Porque no dan pautas para que no existan contratos de horas, de turnos, para que las bolsas de trabajo estén actualizadas, para que los profesionales sepan a que atenerse, no solo en su vida profesional, sino que puedan hacer planes con sus vidas personales y familiares, para eso están ustedes, para dar información errónea, poco fiable y poco contrastable, nadie excepto ustedes tiene acceso, por ejemplo, a los datos de Montesinos, de forma global y comparativa, por hospitales y servicios.

    A los responsables de nuestra Sanidad les pediría más seriedad en la información que nos transmiten, y que aborden la problemática de las listas de espera con el respeto que los pacientes que están detrás se merecen.

    Adjunto dos tablas con la evolución de las listas de espera desde marzo de 2003 a marzo de 2017, son datos obtenido de los datos de la Junta de Comunidades, pueden ver la evolución en los Servicios de Neurocirugía y Traumatología del Complejo Hospitalario Universitario de Albacete.

    Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo