• promoción nuevo mini
  • Alcohol y tacones, los peligros de la Feria

    image

    El calor y el abuso de alcohol generan la mayoría de las atenciones sanitarias. Fotografía: Pablo Puebla

    Caídas, torceduras, esguinces o heridas, mareos, intoxicaciones etílicas y cefaleas. Estos son los efectos secundarios adversos más comunes en la Feria de Albacete, los que todos los años se tratan en el propio recinto, en el Puesto de Atención de Urgencias Médicas (PAUM)

    Y es que más de dos millones de personas moviéndose por el recinto ferial albaceteño durante diez días -once este año- no pueden ser inmunes a pisotones, tropezones y excesos.

    Se recomienda calzado cómodo, como unas alpargatas, y medidas contra el calor durante las horas centrales del día, como hidratarse y cubrirse la cabeza. También es fundamental, aunque complicado, insistir en que se debe comer y beber con moderación.

    No ayuda que se permita el «botellón» alrededor de la Plaza de Toros, ya que la cita en sí invita a beber sin medida y sin control de la edad de consumo, que, por Ley, sitúa los 18 años como barrera.

    En este sentido, cabe advertir que este año el Ayuntamiento de Albacete permite beber en la calle, en la explanada de la plaza, los días 7, 9, 10, 16 y 17 de septiembre.

    image

    Los profesionales ultiman los detalles del dispositivo. Fotografía: Sescam

    La ubicación de este punto de atención sanitaria es, como en años anteriores, el Colegio Público “Feria”, al lado del Recinto Ferial, de “La Sartén”. Consta de tres espacios: Observación y Reconocimiento, Curas y Estar del Personal, suponiendo una superficie total de aproximadamente 100 metros cuadrados.

    El PAUM empezará a funcionar hoy a las 20 horas, durante la cabalgata de apertura y estará abierto, en su horario establecido, hasta las doce de la noche del día 18 de septiembre ya que este año, de forma excepcional, la Feria permanecerá abierta también el domingo 18.

    Cerca de 70 profesionales sanitarios del Sescam, entre médicos, enfermeras y auxiliares de Enfermería, atenderán por turnos el PAUM que tendrá un horario de 15 horas a 8 horas los días laborables y de 12 a 8 horas los fines de semana y festivos, días que se prevé mayor afluencia de visitantes.

    Como es habitual, la Gerencia de Urgencias, Emergencias y Transporte Sanitario (GUETS) apoyará la asistencia en el puesto de la Feria con la disposición de una unidad móvil de vigilancia intensiva (UVI) en los días de mayor afluencia, para prestar atención sanitaria dentro del recinto ferial y realizar traslados al hospital cuando sea preciso. En esta tarea se cuenta, además, con el apoyo de Cruz Roja y Protección Civil.

    El objetivo del PAUM, que se ubica en el Colegio Feria, es resolver rápidamente la patología más leve que se produzca en las inmediaciones del Recinto Ferial albaceteño dando respuesta a las necesidades de los visitantes y feriantes que estos días celebran la Feria de Albacete, facilitando el acceso al Servicio Sanitario y aligerando el peso en la puerta de urgencias del Hospital General.