• Alergias alimentarias, miedo y curso escolar

    El Autor

    Pilar Morón

    Madre y delegada de la Asociación Española de Personas con Alergia a Alimentos y Látex en Castilla-La Mancha (Aepnaa)

    Hay algunas escenas que se repiten año tras año con el inicio del nuevo curso escolar, las caras alegres de los niños que se reencuentran con sus amigos, el miedo y el llanto de los pequeños que empiezan en “el cole de los mayores” y las caras de los padres, que reflejan las mismas emociones que las de sus hijos. 

    En el caso de los padres de niños alérgicos a alimentos el gesto de preocupación y miedo les acompaña prácticamente toda la escolaridad. La falta de una legislación que regule la atención que deben recibir sus hijos hace que, cada curso escolar, dependan de la voluntad del profesorado y la empatía del resto de padres del grupo. 

    Un niño alérgico a algún alimento es un niño con aspecto normal y corriente, sano, pero que puede enfermar si su cuerpo entra en contacto con alguno de los alimentos a los que es alérgico; y no sólo si los ingiere, las reacciones pueden venir por ingesta, contacto e inhalación. 

    La reacción clínica de un niño alérgico puede variar desde unos estornudos o un sarpullido hasta un shock anafiláctico

    Y la reacción clínica puede variar desde unos estornudos o un sarpullido hasta un shock anafiláctico, que si no se aborda adecuadamente puede acabar siendo mortal.  Y, es por eso ,que el momento del almuerzo escolar se convierte en una pesadilla para muchos de nosotros. 

    Los padres se encuentran con la negativa de los centros escolares a colaborar

    Nos enfrentamos a la negativa de muchos colegios a aceptar la medicación de rescate para nuestros hijos, una adrenalina inyectable, colegios que toman la medicación pero nos hacen firmar un documento que los exime si no se la ponen, negativa a tomar el almuerzo en la clase para evitar incidentes en el patio de recreo,  padres que no entienden que el batido que se derrama es potencialmente mortal para tu hijo… 

    Y por este motivo, este curso la cara de miedo nos acompaña de nuevo un año escolar más. 

    Desde AEPNAA, Asociación Española de Personas Alérgicas a Alimentos y Látex, trabajamos la prevención como la herramienta más eficaz para favorecer, tal y como marca la LOMCE, el principio de inclusión de todo el alumnado.


    Si le preocupa o interesa este tema, puede asistir a la charla que tendrá lugar el 22 de octubre, a las 17,00 horas, en el instituto Cristóbal Lozano de Hellín.

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *

    Diario Sanitario · Sapere aude | Atrévete a saber

    Suscribete a nuestro newsletter

    Apúntate a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias de Diario Sanitario.

    Te has suscrito satisfactoriamente!