• ¿Cuánto zinc debo tomar para aumentar la testosterona?

    ¿Cuántas veces te has planteado si tu organismo se encuentra con el correcto equilibrio en todo lo relacionado con los nutrientes, vitaminas y el resto de elementos que intervienen en su correcto equilibrio? Con frecuencia, es habitual que no siempre dispongamos de la cantidad suficiente de determinados elementos que, para determinadas áreas, son imprescindibles. Este es el caso del zinc.

    El zinc es uno de los oligoelementos que son fundamentales para mantener nuestro organismo de manera saludable. Teniendo, además, un impacto directo en nuestra testosterona. Este es el motivo por el que está presente en los diferentes vigorizantes masculinos naturales que se pueden encontrar en el mercado. A continuación, una radiografía para entender la calidad de zinc que debes proporcionar a tu organismo y cuál es su relación con la testosterona.

    ¿Qué es el zinc?

    Como ya hemos mencionado, el zinc debe estar presente en nuestro organismo para poder obtener el mismo de manera saludable. De hecho, es el elemento que debe encontrarse en segundo lugar en lo que a concentración se refiere. Superado, únicamente, por el hierro. La explicación se debe a que su presencia se relaciona con más de 200 reacciones químicas en el funcionamiento de nuestras células. Siendo un elemento imprescindible en términos de mantenimiento y de regulación de múltiples elementos en los que se encuentra inmerso nuestro cuerpo.

    Entre las diferentes funciones de las que se encarga, destacan las siguientes:

    • Se trata de un mineral esencial para la división celular, así como la síntesis del ADN.
    • Actúa, además, como un elemento imprescindible para la relevancia de la metabolización de tóxicos como el alcohol
    • El zinc también es fundamental para el equilibrio de determinadas hormonas, como es el caso de la testosterona.

    En conjunto, su importancia es máxima para diferentes actividades metabólicas que son necesarias.

    Zinc, testosterona y cantidad recomendada

    La testosterona es la hormona que se encarga de controlar parte de nuestro incremento muscular. En este escenario, conviene tener en cuenta que tiene con un gran impacto en nuestros niveles de testosterona, la principal hormona sexual masculina.

    En el caso de que experimentemos un déficit de la misma, una correcta dosis de zinc es más que suficiente para llegar a regular nuestros niveles hormonales.

    Como ocurre con cualquier otro elemento que ingerimos en nuestra dieta diaria, una suplementación de zinc que resulte excesiva puede ocasionar importantes problemas. Por lo que es importante asumir la importancia de contar con la dosis recomendada. En el caso de los varones adultos, esta cantidad es de 15 mg/día. En el caso de las mujeres, la cantidad desciende hasta los 12 mg / día. Siempre y cuando nuestro médico no nos recomiende lo contrario a consecuencia de múltiples situaciones, como durante el periodo de embarazo, por ejemplo.

    Como hemos podido comprobar, el Zinc es esencial para cubrir una gran cantidad de áreas que son imprescindibles para el correcto funcionamiento de nuestro organismo. Proporcionarlo en cantidades adecuadas a través de algunos de los productos que podemos encontrar en nuestra farmacia, clave para poder exprimir todas las posibilidades con las que cuenta.

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *