• Cuatro motivos para sonreír

    Es contagioso, disminuye el estrés, libera endorfinas e, incluso estudios pediátricos, confirman su efecto en el sistema inmunológico. Sonreír es beneficioso para la salud, tanto es así que tiene su día mundial y un sinfín de evidencias que lo respaldan.

    En 1963, Harvey Ball, artista de Worcester, Massachusetts, creó el “Smiley Face”, la famosa cara sonriente que se convirtió en un emblema del optimismo y el buen ánimo en todo el mundo. Por la excesiva comercialización, su intención y significado se perdieron, por lo que el propio Ball pensó en dedicar un día al año a las sonrisas y los actos amables. Declaró, desde 1999, que el primer viernes de octubre de cada año sería el “Día Mundial de la Sonrisa”.

    La Harvey Ball World Smile Foundation se creó en memoria del diseñador a principios del siglo XXI y, continúa, como patrocinador de este día. 

    Haz un acto de bondad. Ayuda a una persona a sonreír” (Eslogan de la Fundación)

    Y es que sonreír, de manera forzada o no, ejerce un efecto positivo en tu estado de ánimo, disminuye los niveles de estrés y ayuda a sentirse mejor a los que te rodean. Porque la sonrisa:

    1. Es contagiosa. Ver a una persona sonriendo activa el área del cerebro que controla el movimiento facial. Incluso en situaciones negativas, probablemente otros imiten la expresión y sonrían con un efecto espejo. 
    2. Disminuye el estrés y la ansiedad. Sonreír, en situaciones de estrés, tiene beneficios para la salud. Al recuperarse de una situación estresante, los participantes de un estudio del Departamento de Psicología de la Universidad de Kansas que forzaron su sonrisa tenían una frecuencia cardíaca más baja que los que mostraban una expresión neutra en sus rostros, por lo que sonreír ayuda a calmarte. 
    3. Libera endorfinas, los mismos componentes químicos que obtiene el organismo al correr o entrenar. Algunos de sus beneficios son, mejora el buen humor, crea un estado de mayor bienestar y reduce el dolor.  
    4. Fortalece el sistema inmunológico al generar el organismo glóbulos blancos para ayudar a combatir enfermedades. Estudios pediátricos muestran que se pueden desarrollar cambios en el sistema inmunológico cuando se presta más atención a los niños hospitalizados. 

    Charla TED de Angie Rosales, directora de Pallapupas. 

    Angie Rosales, directora de Pallapupas, Payasos de Hospitalhabla sobre “El poder de la sonrisa” en la Charla TED de Barcelona. La sonrisa es importante para ayudar a personas enfermas y hospitalizadas, y convertir los centros asistenciales en sitios más amables y llenos de vida para niños y personas mayores, con la colaboración con los profesionales sanitarios.  

    El Autor

    Carmen Piñero

    Auxiliar de Enfermería y estudiante de Periodismo

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *

    Diario Sanitario · Sapere aude | Atrévete a saber

    Suscribete a nuestro newsletter

    Apúntate a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias de Diario Sanitario.

    Te has suscrito satisfactoriamente!