• Las muertes COVID que la Consejería de Sanidad no ve

    La Justicia saca a la luz las 2.223 muertes que la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha no ha registrado como COVID-19. Entre el 1 de marzo y el 30 de junio de 2020, según las estadísticas que maneja el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha (TSJ), se han expedido 9.951 licencias de enterramiento en los registros civiles de la región, de las que 5.267, el 52,9 %, recogen como causa de la muerte COVID o sospecha compatible con COVID. Sin embargo, del 12 de marzo al 30 de junio, la Consejería de Sanidad ha registrado 3.044 fallecimientos por coronavirus.

    La Justicia saca a la luz 2.223 muertes que Sanidad no ha registrado como COVID-19

    muertes COVID Castilla-La Mancha
    Ciudad Real es la provincia de Castilla-La Mancha con mayor número de muertes por COVID.

    Las muertes por coronavirus descienden en junio al 12,3% de las defunciones

    Las defunciones en Castilla-La Mancha en junio de 2020 han disminuido un 25,2 % con respecto a las inscritas en el mismo periodo del año anterior. Así, los registros civiles de Castilla-La Mancha han expedido el pasado mes de junio 1.152 licencias de enterramiento cuando en el mismo mes de 2019 se registraron 1.541 defunciones.

    Y de ese número de 1.152, en 142 licencias de enterramiento, el 12,3 %, se recoge como causa del fallecimiento COVID o sospecha compatible con COVID, referenciando como sospecha aquellos supuestos en los que se recoge dicha probabilidad o sospecha en la certificación médica o existen motivos para ello por concurrir procesos patológicos de tipo pulmonar compatibles con dicha causa.

    El expediente gubernativo de la Presidencia del TSJ de Castilla-La Mancha se abrió en el mes de abril tras constatar con datos el incremento sustancial de licencias de enterramiento y defunciones durante el mes de marzo, que estaba provocando, según informaciones recibidas por el Presidente del TSJ, dificultades en la gestión de los trámites para la inhumación de los cuerpos.

    De igual modo, se pusieron de manifiesto, desde un primer momento, dificultades para la gestión de las licencias e inscripciones de defunción por aumento significativo de la mortalidad, así como en la consignación de las causas de la muerte en las certificaciones médicas, en las que no siempre aparecía referenciada la infección por COVID.

    La clave

    Todo ello debido fundamentalmente al no sometimiento a muchas de las personas afectadas a test o analíticas que acreditaran cumplidamente dicho contagio, si bien en muchos supuestos los indicios y síntomas de las patologías inmediatamente causantes de la muerte apuntaban a dicha infección como causa principal o determinante de la misma.

    muertes COVID Castilla-La Mancha

    Como consecuencia de estos datos, el Acuerdo dictado por la Presidencia del TSJCLM dirigía prevención a los Jueces Encargados de los Registros Civiles para que, en lo sucesivo, se velara por hacer una identificación lo más precisa posible de la causa inicial o fundamental de la muerte en todos aquellos casos en los que aparezcan procesos patológicos o causas o intermedias que puedan considerarse compatibles o sospechosos con el coronavirus COVID-19.

    Forenses

    En ese sentido, y siguiendo el Protocolo aprobado al efecto, médicos forenses de los Institutos de Medicina Legal de Albacete, Cuenca y Guadalajara, y de Ciudad Real y Toledo, están colaborando con los Registros Civiles en la revisión de las licencias de enterramiento y defunciones ya inscritas desde el día 1 de marzo de 2020, a los efectos de que pueda quedar constatada la causa inicial o fundamental del fallecimiento en aquellos casos en los que aparezcan sospechas o factores racionales de probabilidad de COVID 19, y se están visando todas las certificaciones de defunción a solicitud de los Registros Civiles.

    Mayo marca el descenso de las muertes COVID en Castilla-La Mancha

    De la revisión de las licencias de enterramiento del mes de junio se constata una sustancial disminución de las inscripciones de defunción en las que existen causas de fallecimiento por COVID confirmadas o sospechas de causas compatibles con el COVID, fenómeno que ya se apreció durante el mes de mayo. Estos datos permiten pensar que a fecha de hoy el objetivo del expediente gubernativo abierto por la Presidencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha, que se centraba en garantizar la seguridad jurídica del proceso de dichas inscripciones, se ha cumplido fundamentalmente.

    Informes trimestrales

    Por ello, la Presidencia del TSJCLM seguirá incorporando los datos al expediente gubernativo, pero con una periodicidad menor, trimestralmente. Por la misma razón – disminución del número defunciones relacionadas con la pandemia – y para conseguir una mayor agilidad, se ha recomendado a los Jueces Encargados de los Registros Civiles que solo soliciten, si así lo consideran oportuno, a los Médicos Forenses el visado de los supuestos en que aparezcan dudas o sospechas.

    Albacete y Segovia encabezan el aumento de muertes

    Las 3.660 muertes que Castilla-La Mancha pudo evitar

    Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *