• Declarado un caso de tuberculosis en un colegio

    La Delegación Provincial de Sanidad ha confirmado la declaración de un caso de tuberculosis en un colegio de Albacete capital. Tanto la dirección del centro educativo como los padres y profesores están informados de la situación. De hecho, se va a realizar la prueba de la tuberculina tanto a los docentes como a los niños.

    tuberculosis colegio Albacete
    Imagen de archivo del laboratorio de la Dirección Provincial de Sanidad.

    Se someterá a la prueba de la tuberculosis a quien haya estado en contacto con el enfermo

    Cabe señalar que la tuberculosis aún no es una enfermedad erradicada. Los facultativos tienen la obligación, en cuanto la diagnostican, de comunicarlo a las autoridades sanitarias para que los epidemiólogos actúen. En 2018, se declararon 33 casos en la provincia de Albacete y este año ya se han notificado 20.

    El neumólogo Raúl Godoy ha explicado a Diario Sanitario que, una vez detectado el caso de tuberculosis, aunque se trate de un colegio, no hay motivos para la alarma. Y es que, si bien el caldo de cultivo de la tuberculosis es el hacinamiento, para su contagio es necesario un contacto muy cercano y durante mucho tiempo con el enfermo. Se trata de una bacteria que se transmite a través de las gotas de la saliva, pero a lo largo de una exposición prolongada.

    Raúl Godoy, neumólogo.

    «Es una enfermedad infecciosa de difícil contagio»

    Así, aunque hay una vacuna, como ésta está en desuso, se recomienda lo que se va a hacer. Es decir, someter a todas las personas que han estado en contacto con el afectado a una prueba, la de la tuberculina, que es cutánea. De esta manera se podrá optar por tratamiento profiláctico en algunos casos.

    Cabe señalar, tal y como ha explicado el doctor Godoy, que la tuberculosis se cura con un tratamiento antibiótico al que los niños suelen responder muy bien. Godoy ha insistido en que «es una enfermedad infecciosa de difícil contagio».

    ¿Qué es la tuberculosis?

    La tuberculosis es una enfermedad infecciosa, que suele afectar a los pulmones, causada por una bacteria (Mycobacterium tuberculosis). Se transmite de una persona a otra a través de gotas generadas en el aparato respiratorio de pacientes con la enfermedad pulmonar activa.

    La infección por M. tuberculosis suele ser asintomática en personas sanas, dado que su sistema inmunitario actúa formando una barrera alrededor de la bacteria. Los síntomas de la tuberculosis pulmonar activa son tos, a veces con esputo que puede ser sanguinolento, dolor torácico, debilidad, pérdida de peso, fiebre y sudoración nocturna. La tuberculosis se puede tratar mediante la administración de antibióticos durante seis meses.

    Fuente: Organización Mundial de la Salud.

    Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *

    Diario Sanitario · Sapere aude | Atrévete a saber

    Suscríbete a nuestra lista de correo

    Apúntate a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias de Diario Sanitario.

    Te has suscrito satisfactoriamente!