• Visita al ‘Gran Chamán’ de Alpera

    Retomamos las Rutas de Senderismo 2024, que organiza la Diputación Provincial de Albacete, en Alpera, un municipio de la comarca de Monte Ibérico-Corredor de Almansa donde nos espera, en la Cueva de la Vieja, el ‘Gran Chamán’.

    📷 Fotografías: Luis Sánchez Vizcaíno

    Las rutas de la Diputación de Albacete regresan a Alpera para mostrar al 'Gran Chamán', imprescindible del arte rupestre.

    Una ruta denominada “Virgen de la Cueva”, con una dificultad técnica baja, un recorrido lineal, con unos 15 kilómetros de distancia y unas cuatro horas y media de duración. A pesar de la semana de frío, amanecía una mañana soleada y con buena temperatura para pasear en Alpera, donde recibiría a los senderistas Isabel Belén Iniesta, alcaldesa del municipio y diputada nacional. Iniesta daría la bienvenida a los participantes y les acompañaría durante la ruta. 

    Guiados por los amigos del “Club Veredas y Caminos de Alpera”, arrancaron la marcha sobre las 9.00 de la mañana desde la escultura del Gran Chamán, en el paseo de la Constitución. Atravesaron el paseo para abandonar el pueblo dirección noroeste, hacia la vega de Alpera y la Hiedra, donde se encontraron con pequeñas y fértiles huertas y al poco la acequia que alimenta a estas.

    La vega

    Esta acequia, que recorre la vega de Alpera, se abastece con el agua de los manantiales de la zona norte del término. Y a su lado se fueron instalando hasta catorce molinos movidos con la energía hidráulica que proporcionaban los saltos de agua de la acequia; algunos de estos, estuvieron moliendo hasta hace una década. Hoy en día, este patrimonio industrial se encuentra en diverso estado de conservación, desde la ruina completa hasta la restauración de parte de la maquinaria.

    Cruzarían por el Puente de la Hiedra, molino de la Villa, y molino y ruinas del castillo de San Gregorio, así hasta la Fuente de la Manzana, lugar que aprovecharon para almorzar a solecillo en este bello entorno. Entrarían entonces en la aldea de El reviejo y por sendas antiguas hacia El Chorrillo, caminando junto a la Fuente de la Arena para llegar, ya en ascenso, hasta la casa del Bosque, uno de los miradores privilegiados de Alpera y sus alrededores, desde donde se puede observar el Castellar de Meca, aquí también se encuentran ubicadas las pinturas rupestres, en La Cueva de la Vieja.

    Patrimonio de la Humanidad

    Se trata de una de las estaciones con arte rupestre más relevantes del sector oriental peninsular que, desde 1998, ha sido declarada por la UNESCO patrimonio de la Humanidad. Es un abrigo de notables dimensiones en el que se conservan motivos pintados representativos de dos artes prehistóricos: el Arte Levantino y la Pintura Esquemática. El reconocimiento de su valor como documento prehistórico se ratificó en 1924 al declararse Monumento Histórico Artístico de Ámbito Nacional. 

    En cuanto al Arte Levantino hay que decir que se trata de una expresión de los últimos cazadores-recolectores epipaleolíticos que poblaron las sierras alperinas entre los años 10.000 y 6.000 años antes del presente. Esta expresión plástica, exclusivamente pictórica, figurativa, monocroma, con un procedimiento técnico muy singular logrando el característico trazo de pluma levantino, conserva más de 200 motivos pintados, en una notoria diversidad de tamaños y de opciones.

    Todos los motivos recurren al color rojo, realizados con pigmentos minerales y pintados con plumas de ave, destacando en el centro del abrigo el Gran Chamán, el de mayor tamaño, algo que pudieron comprobar con la visita guiada a la Cueva de la Vieja, que daría por finalizada la ruta.

    Antes de la comida en el Albergue de la Mejorada, pudieron catar los ricos vinos de la zona, cortesía de la Cooperativa Santa Cruz de Alpera.

    ▶️ Pinche aquí si quiere inscribirse en las rutas

    Hemeroteca

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *