• Nuevas evidencias de los efectos COVID en el cerebro

    El Hospital General Universitario de Albacete ha vuelto a dar una lección al mundo sobre los efectos del coronavirus COVID-19 en el cerebro. Si en junio el Servicio de Neurología sorprendía al mundo con ALBACOVID, publicando en la prestigiosa revista Neurology, en julio los servicios de Neurología, Neurocirugía, Radiología, Anatomía Patológica y Anestesia publican en otra revista científica, Brain.

    Y es que, como recuerda este último estudio, el Hospital General Universitario de Albacete se enfrentó a 1.683 ingresos de pacientes con COVID-19 durante 50 días, de los cuales 23 (1,4%) desarrollaron enfermedad cerebrovascular. Dentro de este grupo de pacientes, se realizaron tomografías computarizadas cerebrales y torácicas en todos los casos, y resonancia magnética en seis (26,1%).

    COVID cerebro

    Antecedentes: ALBACOVID

    Cabe recordar que ALBACOVID, estudio liderado por el jefe de Servicio de Neurología y profesor de la Facultad de Medicina de Albacete Tomás Segura, advertía en junio que mialgias, cefaleas y encefalopatías se sumaban a los síntomas que han desarrollado hasta el 57,4 por ciento de los 841 pacientes que fueron hospitalizados en Albacete por COVID-19 durante el mes de marzo. Este estudio es, hasta el momento, el más extenso realizado a nivel internacional.

    • Autores de ALBACOVID: Carlos Manuel Romero-Sánchez, Inmaculada Díaz-Maroto, Eva Fernández-Díaz, Álvaro Sánchez-Larsen, Almudena Layos-Romero, Jorge García-García, Esther González, Inmaculada Redondo-Peñas, Ana Belén Perona-Moratalla, José Antonio Del Valle-Pérez, Julia Gracia-Gil, Laura Rojas-Bartolomé, Inmaculada Feria-Vilar, María Monteagudo, María Palao, Elena Palazón-García, Cristian Alcahut-Rodríguez, David Sopelana-Garay, Yóscar Moreno, Javaad Ahmad, Tomás Segura.

    Así, los mejores artículos científicos sobre las consecuencias del coronavirus en el cerebro se han firmado desde Wuhan, Nueva York, Italia y Albacete. Y es que en la ciudad castellanomanchega se han dado dos circunstancias, tener a un Servicio de Neurología puntero pendiente de la enfermedad COVID-19 y una puerta de Urgencias por la que los pacientes entraban en avalancha.

    De este estudio observacional, se desprende que las manifestaciones neurológicas son comunes en pacientes hospitalizados con COVID-19. En la serie albaceteña, el 57,4 por ciento de los pacientes desarrolló algún síntoma neurológico, desde los así llamados inespecíficos (mialgias, 17%; dolor de cabeza, 14%, inestabilidad, 6%), hasta la pérdida de olfato, trastornos del gusto o los más graves y específicos, como los ictus, las polineuropatías, y sobre todo, por su frecuencia, las encefalopatías.

    Obesidad

    En comparación con un estudio chino, los investigadores españoles observaron que los pacientes de Albacete tenían más comorbilidad, constatando que la obesidad era un factor de riesgo de gravedad por encima del resto.

    El artículo defiende que los médicos deben mantener una estrecha vigilancia neurológica sobre estos pacientes para reconocer de forma precoz posibles complicaciones del sistema nervioso en las personas afectados por SARS-CoV-2.

    Lassus - Asociación de Ayuda contra el síndrome depresivo

    Comentar

    Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

    *